A los dos hijos de Britney Spears se les ha otorgado una orden de restricción contra su abuelo Jamie Spears, lo que le impide el contacto con los niños. Según los documentos presentados en el condado de Los Ángeles, el abogado de Kevin Federline, Mark Vincent-Kaplan, exigió que los niños estuvieran protegidos de Jamie luego de un presunto abuso físico.

La orden de restricción de violencia doméstica fue presentada por Federline, ex esposo de Britney, en nombre de sus hijos, luego del incidente con su abuelo quien, presuntamente, abusó físicamente de Sean Preston, de 13 años. Según la fuente, los documentos se archivaron en el caso de custodia en curso entre los dos, con una serie de estipulaciones presentadas por Federline y sus abogados, y el equipo de Britney aceptó todas las demandas y términos de protección para los niños.

Los documentos otorgan a Federline la custodia legal completa de ambos niños. Britney necesitará que todas sus visitas con los niños sean monitoreadas, y Jamie ya no puede ser el monitor. Según la fuente, se acordó que estaría presente otro adulto, que fue aprobado por Federline y el tribunal. Britney no tendrá visitas nocturnas, y Federline ahora tendrá alrededor del 90% de custodia física.

Los acontecimientos se producen después de un incidente en el que Jamie Spears supuestamente derribó una puerta y “sacudió violentamente” a Sean, de 13 años, después de una discusión entre los dos. Inmediatamente después del incidente, la fuente dice que Britney se llevó a sus hijos lejos de Jamie y finalmente se los dio a Federline para pasar la noche.

Fuente: The Blast Traducción: Britney-Online.net


Noticias / CJMCH / 0 Comments / 



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.